En 1816, durante cuatro meses, Arauca fue escenario de paso y reclutamiento de las tropas lideradas por el Libertador Simón Bolívar y fue capital de la Nueva Granada. Esta historia, fundamental para lograr la Independencia, se puede apreciar en el parque Simón Bolívar del municipio, donde se levanta un monumento que recuerda el acontecimiento.