Nadar y flotar en un pequeño mar de lodo es una actividad que pueden hacer quienes llegan a Galerazamba, en el municipio bolivarense de Santa Catalina de Alejandría, al suroccidente de Barranquilla, Colombia. Allí los visitantes suben cerca de veinte metros por una escalera de madera que los lleva a la boca del Volcán del Totumo y luego descienden al cráter para tocar un líquido gris y denso, en un espacio donde caben unas diez personas.