Las playas bañadas por aguas claras en las islas del Rosario y en Barú son ideales para observar la diversidad marina con una careta. También, para aficionados al esquí acuático, a la natación, a navegar en velero y a remar en kayak. En Cartagena y sus alrededores hay sitios donde se practican la pesca deportiva y submarina, así como puntos con oleaje más fuerte para hacer, windsurf y kitesurf.