Ocho esculturas elaboradas en madera por artesanos de las etnias inga y camëntza adornan el Parque de la Interculturalidad, la plaza principal de Sibundoy. Las figuras que se exhiben en este espacio público son muy coloridas, están protegidas por techos de paja y fueron esculpidas en troncos de árboles centenarios que tuvieron que ser talados para evitar que se cayeran.