Por tradición literaria e histórica, en Colombia hacemos personificaciones que aparecen muy apropiadas para nuestros pueblos y ciudades. Les atribuimos algunos rasgos característicos de los seres humanos, que les define perfectamente. Por ejemplo, a Cartagena, la llamamos con orgullo patrio “La Heroica”.

Hoy te presentamos a la “Ciudad Vanidosa” de nuestro país. Y es que a Ciénaga le encanta engalanarse con sus joyas naturales y luego mirar indefinidamente su reflejo en el sinfín de espejos de agua que tiene a su alrededor. Cuando se siente realmente bella, porque el clima se lo susurra al oído, se mira durante interminables atardeceres en las aguas cristalinas del cálido mar Caribe o en la Ciénaga Grande de Santa Marta. 

A Ciénaga le alcanza su riqueza hídrica para reflejarse también en los ríos Toribío y Córdoba y no contenta con ello, descansa en las aguas termales de Cordobita.

Conoce la rica historia de Ciénaga

Miembro de la red de Pueblos Patrimonio de Colombia, Ciénaga está situada en el departamento del Magdalena, a 35 kilómetros de la ciudad de Santa Marta en el extremo nororiental de la Ciénaga Grande. Paso obligatorio por los viajeros que se trasladan por la troncal del Caribe, es un lugar en el que aún se respiran aires coloniales y en el que se pueden observar los más hermosos paisajes fruto de su ubicación a los pies de la Sierra Nevada de Santa Marta, de la desembocadura del río Córdoba y de la exuberancia de la Ciénaga Grande.

La historia dice que Ciénaga no cuenta con fecha exacta de fundación, pues ha existido desde antes de la Conquista. Sobre sus tierras vivieron los indios Chimilas y más tarde los aguerridos Tayronas en una gran aldea que fue catequizada en 1529. Para los españoles, aparece en los documentos oficiales a partir del veinte de septiembre de 1755, fecha a partir de la cual debían pagar impuestos.  La historia de esta población se irá haciendo importante con el paso del tiempo. Será una ciudad destacada para el país, pues allí se libraron tres batallas, dos independentistas y una durante “la Guerra de los Mil Días” 1902. Además sería la sede de la Presidencia de la República por un período de dos meses, en 1867.

Kankawarua Pueblo indígena del Magdalena
Kankawarua pueblo indígena Magdalena Foto: Cortesia ProColombia

Capital del realismo mágico colombiano” según el periodista de la BBC, Richard MC Coll, las calles de la segunda ciudad del Magdalena, están adornadas por construcciones de estilo colonial en las que se destaca el romanticismo y la austeridad. Sobresale en este sentido, la Iglesia de San Juan Bautista, la construcción más antigua del centro histórico que data originalmente de 1612.  Este templo, pedido y levantado por manos indígenas y pagado por la Corona Española, fue retocado y ampliado en el año de 1768 y posteriormente -a mediados del siglo pasado-, fue reconstruido agrandando la cúpula mayor. En ese año fue reemplazado también el reloj antiguo que se encontraba muy deteriorado.

Podrás visitar la Plaza del Centenario diseñada por el hijo del escritor Alejo Carpentier, Eduardo, donde se encuentra El Palacio Municipal, de estilo republicano.

El punto de referencia de los visitantes de Ciénaga es El Templete, ícono representativo de la ciudad cuna de “la cumbia cienaguera… que se baila suavezona” y lugar de encuentro de sus cálidas gentes.

El Centro Histórico de Ciénaga
Foto: ProColombia

También te recomendamos conocer la Antigua Estación del Ferrocarril y la Capilla del Colegio Santa Teresa, sin dejar de maravillarte con varias mansiones de la época, como el Palacio Azul, la Casa Morelli -sede de la Casa de la Cultura-, el antiguo Hotel Tobiexe, hoy Universidad de Ciénaga y la Casa de los Balcones.

Un lugar lleno de historia, en el que hizo eco la bonanza bananera de los años veinte del siglo pasado, etapa que permitió a los cienagueros viajar a Europa para traer ideas y luego aportar al embelleciemiento de la población. 

No podemos dejar de mencionar que Ciénaga recibió también a una cantidad importante de personas que venían de España, Italia, y el Líbano trayendo consigo el deseo de imitar en esa tierra la arquitectura y la gastronomía de sus países de origen. 

¿Cuáles lugares puedo visitar en Ciénaga?

De una tragedia histórica ocurrida el 6 de diciembre de 1928, nace el deseo del maestro escultor Rodrigo Arenas Betancourt de realizar el monumento a Los Mártires, obra de arte que realizó en 1978 -cincuenta años después de la tragedia- y que puedes observar en la Antigua Estación del Ferrocarril para recordar las luchas de la clase obrera por reivindicar sus derechos.

La hacienda Santa Cruz de Papare es otro destino que no debes perderte; y te transportará a la época de la Colonia con su arquitectura. Fue una hacienda donde se sembraba azúcar y se producía alcohol para exportar. Actualmente esas tierras se usan para cultivar banano de exportación.

La Hacienda Santa Cruz de Papare
Foto Cortesía: ProColombia

Las playas del mar Caribe y la Costa verde que conduce a la “Boca del Río” donde desemboca el Río Córdoba, son sitios que no puedes dejar de visitar.

Con una temperatura 32ºC, puedes disfrutar de la gastronomía del lugar escuchando la más alegre música caribeña. La comida típica de Ciénaga es muy famosa por su sabor y por la abundancia de cada plato. El pescado frito o guisado, el arroz con coco, los patacones, el guineo cocido con queso o “cayeye”, el arroz de camarón, el sancocho de chivo, y el mondongo son el orgullo de un pueblo hospitalario que abre sus puertas a todos los visitantes durante cualquier época del año. 

Las arepas de huevo, carimañolas, buñuelos y empanadas motivan a cientos de visitantes que pasan por el corredor del Magdalena con otro destino, a realizar una parada obligatoria en esta ciudad para disfrutar de estos manjares.

Ciénaga, además, es un lugar que arde de amor por la música y el arte tradicional.  De el 17 al 20 de enero cada año se celebra El Festival Nacional de la Leyenda y Danza del Caimán Cienaguero. También se celebra el Festival Nacional de Música con Guitarra en homenaje al autor Guillermo “El Mono” Buitrago o “El Jilguero de la Sierra”, quien diera a conocer la música cienaguera y a grandes compositores vallenatos. Las fiestas patronales de San Juan también son ampliamente celebradas en Ciénaga a finales del mes de junio.

Ciénaga te espera para inundarte de romanticismo, leyendas y gusto por el Caribe Colombiano, cuna de sueños y vallenatos.