La “Puerta de Oro de Colombia” se ha convertido en uno de los destinos turísticos por excelencia en nuestro país. Y es que Barranquilla se ha convertido en una ciudad moderna, bañada por la suave brisa del mar y por la alegre música del caribe. 

El Río Magdalena recorre nuestro país enteramente y también se hace protagonista en este sitio, pues bordea la ciudad hasta desembocar en el mar en un lugar llamado Bocas de Ceniza

Bocas de ceniza en Barranquilla
Bocas de ceniza Foto: Alcaldía de Barranquilla

El Malecón Puerta de Oro es un parque nuevo que se ha levantado para que todos los visitantes de “La Arenosa” puedan disfrutar del hermoso paisaje que te ofrecen los amores de la luna barranquillera con el Río Magdalena. Con un recorrido total de cinco kilómetros,  de los cuales se han abierto al público solo tres, el Malecón, te ofrece un corredor peatonal con mas de trescientos árboles sembrados que prometen llegar a más de dos mil, la mejor vista, numerosos parques para niños, canchas deportivas, un centro gastronómico con infinidad de ofertas para todos los gustos y la posibilidad de pasear por el río y ver la ciudad desde las embarcaciones disponibles para tal fin. 

El recorrido por el río, te llevará hasta el famoso Puente Pumarejo y a la zona de Las Flores en un espacio de dos horas. Con música en vivo y cocteles a bordo,  niños y adultos podrán embarcarse en esta aventura que tiene enamorados a los visitantes. Podrás también observar numerosas especies de aves y de animales que se alojan en las riberas del Malecón.

Para encontrarte con los bosques llenos de diferentes tipos de manglar (tales como el rojo, salado, amarillo y zaragoza), ciénagas y playas únicas, puedes pasar el día en el Parque Natural Isla de Salamanca. Esta isla de 56.000 hectáreas es considerada “Área de Importancia para la Conservación de las Aves” y está declarada Sitio Ramsar de importancia mundial y Reserva de la Biósfera por la UNESCO.

Parque Natural Isla de Salamanca de Barranquilla
Parque Natural Isla de Salamanca Foto: ProColombia

En realidad a este Parque lo atraviesa la carretera Troncal de Caribe que comunica a las ciudades de Santa Marta y Barranquilla.  Es el único que tiene la categoría de “Vía Parque”, y está conformado por numerosas y pequeñas islas que se han construido naturalmente por sedimentos del Río Magdalena, que se comunican entre si por medio de canales y pantanos. Esta red de islas conectadas, forma una barrera que separa al Mar Caribe de la Ciénaga Grande de Santa Marta, por lo cual allí se ha establecido un ecosistema único que incluye numerosas especies de fauna. 

Puedes realizar senderismo por caminos entre los manglares y visitar por medio acuático algunos canales de agua dulce donde podrás observar cerca de 195 especies de aves, algunas de ellas migratorias y también ser testigo ocular de los animales que protagonizan las leyendas mas hermosas de la cultura colombiana, los caimanes y las babillas. Se pueden visitar también algunas ciénagas, caños y playas. Al Centro administrativo Los Cocos puedes llegar desde Barranquilla o desde Santa Marta, allí podras encontrar un guía que te ayudará a recorrer este parque único que no puedes dejar de visitar.

Y para reencontrarte con la historia colonial de nuestra hermosa Barranquilla, puedes visitar el Castillo de San Antonio de Salgar. Ubicado en el municipio de Puerto Colombia, este Monumento Nacional representativo de nuestra historia y cultura, fue construido en 1848 sobre las ruinas del Fuerte de San Antonio, y sirvió como lugar para controlar el contrabando que llegaba al muelle de Puerto Colombia por vía marítima. 

Con el pasar del tiempo, este castillo ha servido como estación de control aduanero, cárcel, colegio, instituto para personas con discapacidad y facultad universitaria.  Hoy en día puedes disfrutar a cualquier hora del restaurante que allí se encuentra. Centro de eventos y punto turístico para observar el mar desde el acantilado, el Castillo de Salgar con sus arcos y hermoso color arena nos deleita con experiencia  de la brisa marina y la vista única hacia las inmensidades del Caribe.

En el centro de la ciudad, podrás disfrutar de algunos parques en los que contemplarás la belleza de la arquitectura tradicional barranquillera y te deleitarás conociendo la rica cultura y herencia histórica que posee la ciudad. En la Plaza de la Intendencia Fluvial, se destaca un edificio construido en 1926 de hermoso color azul cielo, en el que alguna vez quedaron las oficinas administrativas de la Intendencia. Restaurado en el año 2014 y a la orilla del río, este sitio es ideal para tomar un descanso, compartir con los alegres barranquilleros y refrescarse con una bebida o con un raspao. 

Playas Puerto Salgar en la ciudad de Barranquilla
Playas de Puerto Slagar Foto: ProColombia

Otros parques ideales para pasear, hacer deporte o simplemente disfrutar en las tardes en las que baja un poco la temperatura son el Parque Washington, el Parque de villa Santos, el Parque La Castellana y el Parque Universal, el más grande de la ciudad. En el Parque Luis Carlos Galán podrás disfrutar de una variedad inmensa de dulces típicos, confituras hechas con las frutas más variadas de la región, aptas para todos lo gustos.

Por último no podemos dejar de mencionar el Parque Zoológico, que con una amplia variedad de especies nos regala un recorrido muy apetecido por los más pequeños.

La sede de la Selección de Fútbol de Colombia y dueña del Carnaval más pintoresco y divertido, nos regala un sinnúmero de lugares para visitar, motivo por el cual deberás pensar que tu estadía debe durar varios días si la quieres disfrutar de verdad.