El parque del Centenario, símbolo de los primeros cien años del grito de Independencia de Cartagena –que se declaró en 1811–, está rodeado por un muro con esculturas y en uno de sus frentes se aprecia el Camellón de los Mártires de la insurgencia libertadora, con bustos de los protagonistas que tomaron parte en aquella gesta.