Roldanillo y en general el centro y norte del Valle del Cauca se presentan como los escenarios perfectos para la práctica de diversos deportes aéreos, las condiciones climáticas de constante calor y poco viento, además de la posibilidad de volar, al mismo tiempo, sobre montañas y valles les permite a los pilotos hacer carreras de más de 100 kilómetros cada día. 

Roldanillo ha sido sede de importantes competencias como dos válidas del circuito de la Copa del Mundo, una Super final de la Copa del Mundo, un Campeonato Mundial de Naciones y múltiples Open Internacionales. Estos eventos se realizan a principios de año (enero) y a mediados entre julio y septiembre.